rejuvenece-blog

Imagina poder detener el tiempo y mantener tu piel lo más joven posible en cada etapa de tu vida.

Rejuvenecer el rostro, conseguir una piel más tersa, lozana e hidratada, disminuir las líneas de expresión…

¿Qué mujer no ha deseado poder detener como por arte de magia el paso del tiempo?

Esta es una de las preguntas que se hacen millones de mujeres y hombres en diferentes etapas de su vida, desde el momento en que notan los signos del envejecimiento en su piel.

¡No te preocupes! Hoy en día es posible retardar y tratar el envejecimiento de forma efectiva gracias a la combinación de diferentes procedimientos logrando excelentes resultados.

Rejuvenecer de tal forma que la próxima vez que te mires al espejo te sientas radiante, pero sobre todo conectada plenamente con esa nueva sensación que te hace sentir más joven, vital y segura.

Las primeras señales del paso del tiempo en la piel

El envejecimiento es un proceso normal que se da a lo largo de la vida de todo ser vivo y se manifiesta con la disminución en el ritmo de los procesos biológicos y metabólicos.

Puede comenzar desde el mismo momento en que se alcanza el completo desarrollo del organismo, es decir una vez superada la etapa de la adolescencia, pero es a partir de los 25 años cuando las primeras líneas de expresión aparecen.

A nivel cutáneo se pierde la tonicidad, grosor, brillo y elasticidad de la piel. En el rostro las estructuras subyacentes (grasa, tejido muscular y hueso) sufren pérdida de volúmen y espacio, que se va evidenciando de forma progresiva.

También se presentan cambios a nivel superficial de la piel: manchas, queratosis, venas, arrugas, y pérdida de elasticidad y brillo.

A nivel interno los compartimentos grasos se desplazan dando un aspecto de pesadez; hay pérdida del contorno facial, flacidez y disminución de la capacidad de contracción de la piel desde la dermis, -la capa media donde se encuentran las fibras colágenas y elásticas-, las cuales se van volviendo más flácidas, sueltas, gruesas y enredadas.

Los músculos que permiten los movimientos de la cara se van volviendo laxos, acentuando los surcos y las líneas de expresión.

Otro aspecto importante en el envejecimiento facial, es la pérdida de volumen del hueso en todo el cuerpo; la piel se evidencia más floja, y la grasa se desplaza generando arrugas, pliegues y pérdida de contorno.

7 tratamientos efectivos para recuperar la juventud de tu piel

Si quieres recuperar el aspecto juvenil, sano y radiante que tu piel ha ido perdiendo, en la Unidad Láser y Piel tenemos las combinaciones más efectivas y seguras de tratamientos de rejuvenecimiento facial sin cirugía acordes a las necesidades de cada paciente.

Nuestros procedimientos son realizados por médicos especialistas en el cuidado de la piel, con años de experiencia, y ahora bajo la dirección científica de la dermatóloga Yudy Pinzón.

Los tratamientos de rejuvenecimiento facial sin cirugía están enfocados en tratar las arrugas, los surcos, disminuir la flacidez y mejorar la calidad de la piel revitalizándola.

Contamos con tratamientos tópicos, aparatología, rellenos faciales con ácido hialurónico y estimuladores de colágeno como la hidrioxiapatita de calcio, la policaprolactona, y el ácido poliláctico; el control de las líneas dinámicas con la inyección de toxina botulínica; la redensificación del colágeno con la hidratación facial, y el efecto de soporte con los hilos de sustentación.

Si estás lista para “detener el tiempo” y mantener tu piel joven en cada etapa de tu vida aquí encuentras 7 tratamientos efectivos y seguros para lograr tu meta:

1. Procedimientos ablativos

Son todos los procedimientos que mediante una acción inflamatoria promueven el rejuvenecimiento cutáneo.

Se realizan por medio de una serie de micro-perforaciones en la superficie de la piel, alrededor de cada una de las cuales se deja un área circundante sin tratar, para favorecer su rápida regeneración.

Son mínimamente invasivos y la piel se recupera en un periodo de 3 a 5 días.

Las fuentes de energía pueden ser: láser de Erbiumláser de CO2 o Radiofrecuencia.

El láser de Erbium, solo requiere un pase, disminuye el tamaño de los poros y ofrece muy buenos resultados en el tratamiento de las manchas.

El láser de CO2 rejuvenece, tensa y trata eficazmente las arrugas, cicatrices, lesiones pigmentadas y las irregularidades en la textura de la piel. Además, reduce el tamaño de los poros, la profundidad de las cicatrices, los cambios de coloración cutáneos generados por el fotoenvejecimiento, la hinchazón y remueve lesiones cutáneas benignas.

Su recuperación es de un día, y los resultados van aumentando a lo largo de los siguientes 6 meses.

La Radiofrecuencia repara la piel, mejora su textura, rejuvenece el rostro, disminuye  las estrías y las cicatrices del acné.

Además permite tratar las células dañadas de la capa externa de la piel de un modo preciso, suaviza las líneas finas y las arrugas alrededor de los ojos y de la boca así como los pliegues causados por el ceño fruncido.

Es ideal para el tratamiento del daño solar, manchas marrones, laxitud y textura de la piel.

El tiempo de recuperación es de un día, y los resultados van aumentando durante los siguientes 6 meses.

Los procedimientos ablativos dejan una costra fina que tarda en caer de 5 días a una semana lo cual genera incapacidad.

2. Procedimientos no ablativos

Al igual que los láseres ablativos, éstos inducen la formación de nuevo colágeno y propician un efecto de rejuvenecimiento gracias al calentamiento de las fibras que producen los estímulos térmicos y lumínicos; disminuyen el enrojecimiento y las venas, las lesiones pigmentadas  y el tamaño de los poros entre otros. Son excelentes para remodelación cutánea de cicatrices profundas y envejecimiento del rostro.

A diferencia de los láseres ablativos no generan costras ni incapacidad.

3. Luz pulsada (IPL)

Es un procedimiento que estimula la piel dotándola de un aspecto más saludable, una pigmentación más regular y disminución de las arrugas finas gracias a la formación de nuevo colágeno.

  • Ideal para tratar el fotoenvejecimiento, las arrugas finas, las telangiectasias y las lesiones vasculares y pigmentarias de forma duradera.
  • Las áreas que más se benifician son la cara, el cuello y el dorso de las manos.
  • El resultado dura varios años, no obstante se pueden realizar tratamientos ocasionales de mantenimiento.
  • Está contraindicado en fototipos altos (pieles oscuras) y en pacientes de piel bronceada.
  • Es bien tolerado por el paciente, la aplicación de crema anestésica minimiza el dolor.
  • Requiere varias sesiones.
  • No genera incapacidad.

En la Unidad Láser y Piel contamos con todas las tecnologías láser y fuentes de luz y energía que nos permiten realizar tratamientos combinados tendientes a mejorar desde las capas profundas de la piel.

4. Toxina botulínica

La toxina botulínica tipo A, con diferentes nombres comerciales (Botox, Magnium, Dysport, Xeomin), se aplica directamente en el músculo responsable de la formación de la arruga, causando su relajación temporal. El resultado: un rostro más juvenil y descansado. 

Las líneas de expresión se generan debido a que cuando nos comunicamos y expresamos nuestros sentimientos, los músculos faciales participan activamente en este proceso de forma tal, que con el paso del tiempo se producen líneas en la frente, “patas de gallo” y líneas en el entrecejo, entre otras.

  • Es un tratamiento que debe ser realizado por un cirujano plástico, un dermatólogo o un médico estético.
  • Como no todos los pacientes son candidatos para su aplicación, en algunos casos se combina con otros procedimientos para alcanzar mejores resultados.
  • Solo se requiere preparar la piel previamente y aplicar un anestésico tópico para reducir las molestias durante su aplicación.
  • Se recomienda realizar este procedimiento al menos dos (2) veces al año.
  • No genera incapacidad.

5. Rellenos (Ácido Hialurónico)

El Ácido Hialurónico es una sustancia suave, tipo gel que se aplica con micro-inyecciones para rellenar, hidratar y recuperar volumen perdido en algunas áreas de la cara, cuello, escote y manos.

El Ácido Hialurónico tiene una característica muy importante: se reabsorbe paulatinamente simulando el proceso natural de envejecimiento de la piel.

La duración y el efecto pueden variar según la densidad y el sitio de aplicación. Se puede realizar desde una hidratación profunda con los dermoactivadores o Skinboosters, hasta la recuperación de volumen óseo o muscular perdido, con los rellenos o Fillers.

La estructura ósea y los músculos también pierden volumen, pero gracias a que el Ácido Hialurónico guarda gran similitud con el ácido que contiene la piel, éste se incorpora de forma natural a la dermis devolviéndo la firmeza, hidratación y el volumen perdido con el paso de los años.

  • Los rellenos faciales suavizan las arrugas y pliegues alrededor de la boca y la nariz.
  • Definen y restauran el volumen de los pómulos.
  • Dan volumen a los labios.
  • Dan forma y contorno a la cara eliminando los signos visibles del envejecimiento.
  • Los resultados son inmediatos, con un efecto que puede durar hasta 12 meses dependiendo del área tratada.

Con los rellenos también se obtienen excelentes resultados en la piel de los hombres, afectada por la edad, el cansancio, el estrés, la contaminación, una dieta desequilibrada, problemas de salud, falta de ejercicio físico, y el consumo de cigarrillos y alcohol.

6. Hilos tensores

Los hilos tensores (PDO) son un nuevo método de “lifting” o levantamiento no quirúrgico, los cuales se introducen bajo la piel siendo reabsorbidos de forma natural en la dermis para “reposicionar” o “elevar” las áreas descolgadas por el efecto gravitacional.

Los hilos tensores permiten realizar un “lifting” en cara, cuello, escote y algunas áreas corporales.

Ideales para elevar nuevamente las mejillas, levantar la cola de la ceja, recuperar el perfil mandibular, alisar los surcos nasogenianos, reducir las líneas de marioneta, mejorar el aspecto del cuello y reparar zonas corporales como el abdomen, brazos, piernas, busto, áreas con estrías y tonificar muslos.

Los hilos tensores redefinen un contorno natural.
La fisonomía “no cambia, si mejora”.

Previenen, reparan y mejoran la flacidez gravitacional, retrasando durante años la realización de un “lifting” quirúrgico. El proceso es muy natural, no modifican los rasgos del paciente y aumentan la elasticidad y calidad de la piel.

  • Restauran los contornos y elevan las estructuras faciales afectadas por el descolgamiento gravitacional.
  • La mejoría se observa al mes de su aplicación y se consolida a los 3 meses.
  • El resultado tiene una duración de 12 a 18 meses dependiendo del tipo de piel, la edad, el grado de flacidez y la respuesta individual de cada paciente.
  • Es un procedimiento mínimamente invasivo.

7. Peeling

Es un procedimiento mediante el cual se aplican ácidos y diferentes productos en la piel mejorando el aspecto facial, y haciendo que recupere la suavidad y la textura homogénea que la caracteriza.   

  • Permite disminuir las arrugas y la flacidez de la piel, atenuar las cicatrices antiguas, el acné y las manchas solares.
  • Adicionalmente es un excelente procedimiento para retardar el envejecimiento y exfoliar el rostro.

Si buscas verte varios años más joven con un aspecto natural, no dudes en contactarnos hoy mismo.

AGENDA TU VALORACIÓN AQUÍ

O visítanos en la Unidad Laser y Piel, la mejor opción para el rejuvenecimiento facial y todos los procedimientos con tecnología láser.

Todos nuestros tratamientos son realizados por especialistas con amplia experiencia bajo la supervisión de la dermatóloga Yudy Pinzón, nuestra directora científica, Médico de la Universidad Nacional de Colombia, con especialización en Dermatología de la Universidad de Sao Paulo –Brasil, con más de 15 años de experiencia en dermatología clínica y estética, así como en el manejo de equipos de última tecnología para el tratamiento de patologías dermatológicas, rejuvenecimiento y cuidado de la piel.

Comparte este post

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Diligencia el formulario adjunto para ponernos en contacto contigo